Están locos estos noruegos

La noticia:

El político noruego Ulf Erik Knudsen engulló unas viejas zapatillas en directo, tras perder una apuesta


Ulf Erik Knutsen, diputado del conservador Partido del Progreso noruego, cumplió anoche una promesa hecha hace siete años. Entonces, apostó a que se comería unas pantuflas viejas si los gastos de la nueva Casa de la Ópera, inaugurada el pasado día 12, no excedían los 10.000 millones de coronas noruegas (1.300 millones de euros).

Ayer hizo lo propio en directo, en un programa de televisión de la cadena pública NRK1. El equipo del programa le sorprendió con un plato de pantuflas a la salsa de chocolate, que tuvo que zamparse ante las cámaras.


Lo que dice mi hermano, después de la experiencia de Semana Santa:
Lo de las pantuflas demuestra la teoría de que en Noruega no hay restaurantes; si quieres comer, cazas o pescas o saqueas pueblos ingleses.

Share this:

, ,

COMENTARIOS

2 han mejorado su vida sexual:

  1. A ese no le dijeron que las botas que se comía Chaplin en «La Fiebre del Oro» eran de mentira, comestibles con cordones de regaliz XD

    ResponderEliminar
  2. Bueno, si le acorralaron y no le quedó más remedio es una cosa. Si le echó valor y no dudó, me plantearía votarle, la verdad.

    ResponderEliminar

Comentar mejorará tu vida sexual.