Granada: 4, 8, 15, 16, 23, 42


Granada es súper bonita: un calufo que ni Rufo abajo y Sierra Nevada, toda idem, arriba.


Si la otra noche os dejé previamente a irme a dormir en el albergue, no puedo menos que terminar de contaros la noche. La cosa fue así: como no había sitio en el albergue, me tuve que alojar en un apartamento (que pertenecía al albergue) que estaba cerca. Llegué y como estaba vacío, hice mi pis de buenas noches (importante hacerlo antes de dormir y no mientras) y me repanchingué en un sillón dispuesta a estudiar todo el inglés que no había estudiado en todos los días de mi vida (si no lo hiciera así, no sería yo, ya lo sabéis). He aquí la secuencia de los hechos:

1) Mientras estaba superestudiando, abre la puerta un viejuno-chino que me habla en inglés. Me cuenta que es un maratonista (comoquieraquesedigamalditoidioma) y que está recorriendo Europa corriendo maratones (nótese, una vez más, que es viejuno). Me dice que hablo inglés superbién y se pira a hacer su pis de buenas noches.

2) Entra un pavo de unos treinta años que me dice que es de Cachemira, que no hay que confundirlo ni con la India ni con Paquistán. Acabamos discutiendo de lo malos que son los españoles, que durante la Reconquista echaron a los árabes a los que ¡habíamos invitado! para que se quedaran pacíficamente en nuestros territorios. Y no contentos con eso, vamos y construimos una catedral DENTRO de la Mezquita de Córdoba (ojo, que a mí eso también me parece una barbaridad aunque lo entiendo dentro de su contexto histórico). Acabamos teniendo una discusión (¿os he dicho que este pollo sólo hablaba inglés?) sobre el tratamiento de la figura de Jesús en el Corán y en el Nuevo Testamento y por qué si yo me piro a Afganistán tengo que llevar el pelo tapado (when in Afganistan...).

3) En un momento de despiste entra un pollo postpubescente haciendo eses, con un olor a cerveza y a porro que no se tenía encima. Le saludamos en inglés y nos contesta que no habla inglés... ¡en italiano! Me pregunta que si puedo enseñarle español ¡en una noche! Están locos estos italianos... Al final acabé escribiéndole las conjugaciones de los verbos (¿veis? las asignaturas de letras también sirven en la vida diaria).

Si hubiera sido un avión en vez de un albergue y se hubiera estrellado, habría puesto mi supervivencia en manos del chino, que es el que corre más rápido.

A veces pienso en poner un botón de Paypal y que los patchifans me paguéis las patchiaventuras.

Share this:

, , ,

COMENTARIOS

1 han mejorado su vida sexual:

  1. ¿Todos los hostales tienen también apartamentos? Porque este finde hemos estado en Talavera y nos ha pasado lo mismo.

    ResponderEliminar

Comentar mejorará tu vida sexual.