La belleza está en el interior, ¿dónde si no?



Últimamente la ropa interior la están haciendo para enseñarla. Mi madre se escandaliza de los desfiles gratuitos de lencería, pero lo cierto es que si no llevas tanga, no eres nadie. De hecho no basta con llevarlo, hay que exhibirlo, que todo el mundo vea el hilo del tanga, subírtelo hasta las axilas, no sea que a alguien se le ocurra hacerse la pregunta de qué tipo de chica eres (b o t, se entiende). Y es que las chicas b ya no son tan apreciadas como antes. Yo no entiendo cómo se vuelven los tíos tan locos en cuanto localizan un tanga. En serio, se les empieza a caer la babilla cuan Homer y dejan de escuchar, de pensar, de caminar (claro, claro, siempre depende de la chica)...

Lo más molón son los dibujos, pero qué queréis que os diga, en mi caso concreto, como de momento sólo los veo yo, pues tampoco tengo unas grandes exigencias, pero os garantizo que me lo vuelvo a pasar pipa,con todos los modelos.

En fin, que elijáis bien la ropa interior que os ponéis, no os vaya a pasar como a Bridget Jones.

Share this:

, ,

COMENTARIOS

0 han mejorado su vida sexual:

Publicar un comentario

Comentar mejorará tu vida sexual.