Los caminos de la información son inescrutables

Hoy seré breve (como dijo Fidel Castro antes de empezar su último discurso de seis horas).

Y es que hay que ver cómo fichan a una los del barrio. Hoy he ido a la panadería cuando he llegado a casa (sobre las 14.15, siempre apurando el tiempo, me gusta el riesgo...) y la panadera me ha dicho que mis padres se habían subido el pan. Pero tenían una cosa guardada para mí. (Música de misterio). Me he quedado loca, esperando que me dieran algo en plan "la baguette fosilizada de Chema" (el de Barrio Sésamo) o “el donuts del anuncio”. Pues no, lo que me han regalado es un Shin-Chan de goma para recoger los chaps de Shin-Chan que regalan con el Bollycao. Me tienen caladísima, no hay quien engañe a mis panaderos. Se acabó el reinado de los porteros como acaparadores de la información: ha comenzado la hegemonía panaderil.

Por supuesto estoy super contenta con el Shin Chan, ya le he encontrado un uso: para el Patchmóvil, jejeje!

Share this:

COMENTARIOS

0 han mejorado su vida sexual:

Publicar un comentario

Comentar mejorará tu vida sexual.