12.11.14

Hace un par de semanas, Internet se revolucionó porque hubo un listo que dijo que si hacías un círculo en el suelo tu gato lo miraría y se quedaría quieto en su interior. Hubo quien replicó el experimento como nuestro amigo Gamusino:


Pero luego estoy yo, que intenté que Fujur se doblegara a las reglas de la Internec. Esto fue lo que conseguí:


Nótese cómo el muy gañán se dedica a comerse mi valioso washi en vez de quedarse dentro del círculo que había creado gracias a mis pulgares oponibles.

Pero cual fue mi sorpresa cuando me encontré este panorama al volver del baño:


Conclusión: el mes que viene lo que invierto en guardería lo invertiré en washis que por lo menos no hacen que la niña coja virus día sí día también.

16.10.14


No os lo voy a negar: le estoy cogiendo el gusto a esto de hablar en público. Si el año pasado me lo pasé pipa hablando del manual de ligue para bloggers y marcas, hoy he estado hablando sobre redes sociales adaptadas al sector del DIY, o sea, de las manualidades de toda la vida.


Me invitaron las chicas de Handbox y, aunque además de mi madre y Violeta solo había dos personas, yo creo que me ha quedado una charla apañada y con muchas cosas interesantes en las que profundizar. Como no os quiero aburrir, mi resumen es:

- Cotillea, busca tus blogs afines y síguelos en redes sociales.
- ¡Comenta! Pregunta dudas y haz saber a los demás que te gusta su trabajo. ¡Que se te conozca!
- Empieza un blog hoy. Escribe, escribe, escribe y ya si eso ábrete un Twitter o un Facebook (mejor lo segundo que hay más gente).

Y por aquí la presentación para los que tengáis curiosidad.



Por cierto, mañana será Violeta (la autora de las fotos de este post) la que esté en la feria dando una charla. Yo no me la perdería, así que si pasáis sobre las 11 daros una vuelta por las charlas y nos conocemos un poco. Veréis cómo lo pasamos bien.


7.10.14

La semana pasada estuvimos en una presentación de Philips Avent en la que nos contaron cómo había cambiado la maternidad y la paternidad en los últimos treinta años de existencia de la marca. Además de enseñarnos sus nuevos productos (estoy muerta de amor por las tazas pingüino que no se derraman) nos hablaron de que uno de los cambios más importantes ha sido cómo los padres se han involucrado cada vez más en la crianza de los niños.


No podía dejar de venirme a la mente la primera reunión de padres que hemos tenido con la profe de la heredera que nos llamó para contarnos que pega a sus compañeros hacer un panegírico de las bondades de nuestra hija. Cuando acabó de decirnos que es una empollona y que habla por los codos que le pregunta todo el rato qué hace, Patchboy le trasladó a la profe una pregunta que llevábamos los dos en la mente y que no acabábamos de verbalizar. ¿Veis las ventajas de que los padres se involucren más en la paternidad? ¿Que preguntan esas tonterías que nosotras pensamos y así no tenemos que enfrentarnos al oprobio en la puerta del cole?

Y es que a la pregunta de cómo se llaman sus compañeros, la heredera siempre decía que sus compañeros se llamaban todos Yutor. Preguntamos si había algún Aitor, o algún Arturo pero ella emperrada en que su amigo se llamaba Yutor. Eso dio lugar a diversas bromas en casa, como llamar Yutores a todos los niños que nos cruzábamos por la calle o preguntarle si las niñas de su clase se llamaban Yutora a lo que la heredera siempre respondía que sí. En efecto, somos de esa clase de padres.

Patchboy emocionado con la capacidad imaginativa de la heredera: ¿Sabes? La niña nos ha dicho que tiene un amiguito llamado Yutor y que juega mucho con él. Eso es bueno, ¿verdad?

Tutora harta de los padres primerizos: Estoooo, bueno, en realidad sí que hay una niña con ese nombre, se llama Yuton Fu Manchú y es china. Se lleva muy bien con la heredera.

La venganza de los Yutores será terrible
No hay palabras para describir lo avergonzados que nos sentimos. Pedimos disculpas a la familia de Yutong Fu Manchú en particular y a toda la comunidad china en general. Y a la heredera pero no mucho para que no se le suba a la cabeza.

* Post no patrocinado. As usual, mi política de marcas podéis encontrarla en la tienda a la salida del teatro.

30.9.14


Esta es una de esas entradas trampa para avisaros que en Washitapera he colgado un álbum con algunas de las fotos de este verano, por si queréis pasaros y criticar mi chungación fotográfica o para decirme cómo mejorar mi kung fu.

Enjoy!

23.9.14

La Reina de Inglaterra, encantada de haberle enseñado modales a la Heredera
Hace unos días os contaba que estábamos intentando quitarle el pañal a mi primogénita. Un mes después solo puedo decir que la cosa va mucho mejor de lo que pensaba, y pasada una primera crisis ya tenemos los esfínteres bajo control casi siempre en horas de vigilia.

El caso es que la heredera lleva un par de semanas en la guardería (a la que se ha adaptado bien) y aún no nos conocen mucho. La semana pasada tuve que quedarme un rato con la niña después de clase para comprar un par de cosas del uniforme que nos faltaban y estábamos en el patio esperando cuando de pronto la niña se aleja.

Pone cara de pícara.

Se baja los pantalones.



Y estaba a punto de bajarse la ropa interior, ya en cuclillas, cuando me grita para que a nadie del patio le quedaran dudas:

-¡Mamaaaaaaaá! ¡Pispurrio!

Tuve que salir corriendo, coger a la niña en brazos (por encima del heredero que le llevaba en una mochila) y seguir corriendo hasta fuera del colegio temiendo que en cualquier momento se produjera un efecto aspersor. Conseguimos salir pero ya sabéis lo que dice la canción:

En la puerta del colegio (egio)
hay un charco y no ha llovido (ido)

(Para ser fiel a la verdad, conseguí llegar a un desagüe y minimizar el tamaño del charco pero el infartito y la carrerita con dos bebés no me la quita nadie).
Posts relacionados
 
© 2012. Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff